Cerca del mediodía de este viernes una mujer se encadenó en una de las barandas de las escaleras que conducen a la entrada del palacio municipal. Con un profundo reclamo de por medio se alió de la congoja para expresar a la prensa la situación vivida. Los testimonios.

Analia Jaime es bonaerense radicada en nuestra provincia. Es Licenciada en Enfermería, carrera que cursó en la UNCuyo tiempo atrás. Trabajó en su profesión 6 años en Buenos Aires, 10 años en el Hospital “Humberto Notti” y los últimos 3 años en Alvear

En la puerta del municipio expresó que ella y su marido, también enfermero, recibieron una notificación de trasladado al Notti y aseguró que la causa radica en una persecución política.

Entre sollozos y lágrimas, Analia, contó su versión de la historia que la rodea desde que fue adscripta desde el Hospital Notti al Área de Salud de nuestro departamento. “Desde que llegué no han dejado de perseguir. Esta es la segunda vez que me quieren pasar al Hospital Notti. No me han dejado trabajar como se debe, me han hecho la vida imposible desde hace 3 años y lo hacen por política. Me han trasladado de un centro de salud a otro con lo que eso implica”, agregó la enfermera.

Me quieren enviar de vuelta al Notti. Yo vine a Alvear por mi papá que tiene problemas de corazón y necesitaba estar cerca. Hace una semana a tras denuncié a Mabel Sayago, que milita para Cambiemos y está en el Salón del Barrio Pellegrini y es una persona que siempre se ha encargado de maltratarme siempre y la semana pasada me insultó”, disparó.

No me han dado fundamentos del traslado, solo me dijeron que me tengo que ir y a las pruebas me remito. Me dieron una Resolución de la nada y en caso de no aceptarla me intiman con un despido o un seguro y no es lo que quiero porque me gusta trabajar con la gente de aquí” concluyó la mujer asegurando que este movimiento sinuoso fue pergeñado por la actual Presidente de la Unión Vecinal del B° Pellegrini. Además aseguró que hay un gran grupo de vecinos que la apoyará valiéndose de testigos, incluso en la Justicia.

Renglón seguido, personal policial se apersonó  en el lugar para persuadir a la acongojada enfermera que desistiera de seguir encadenada y optara por encarar la situación de la manera que corresponde.

F.M. Viñas tomó contacto con la otra parte de la historia, Mabel Sayago. La misma está a cargo de la Unión Vecinal donde se desempeñó Jaime en los últimos dos años.

“Nosotros somos totalmente ajenos a este problema del que nos acusa Analia. Hace dos semanas un vecino del barrio solicitó el salón porque se casaba su nieto, le dijimos que si porque con el alquiler pagamos las facturas correspondientes. A posterior le informé al Jefe de Área de Jaime, quien le avisa que ese día no tiene que asistir porque al mediodía se haría el almuerzo del casamiento. Esa es la razón por la que se enojó”, reflejó Mabel.

Su desempeño laboral ha sido perfecto. Es una buena enfermera y hacia trabajo de hormiga prácticamente. En el barrio hay muchas personas mayores y ella estuvo siempre a disposición atendiéndolos”, respondió en cuanto al desempeño laboral que corresponde a la enfermera.

Jaime aseguró en su declaración a la prensa que había denunciado a Mabel Sayago. Al respecto, Sayago comentó: “Si ella continúa arremetiendo para con mi persona tomaré cartas en el asunto e iremos a la Justicia porque gratuitamente no puede ensuciarme sin razón. Ella dijo que me denunció pero no me ha llegado nada. Esto es responsabilidad del Área de Salud”

Entiendo que está en un estado de desesperación por el trasladado que le toca pero no por eso tiene acceso a meterme en el medio. Soy simplemente un vecina del B° Pellegrini que por el momento ocupa el cargo de Presidente de la Unión Vecinal y nada tengo que ver con el asunto del área de Salud”, se defendió Sayago.

F.B.