El defensor del Sport Club Pacífico Maximiliano Morales Paéz sufrió un robo en su casa mientras disputaba su ultimo partido con el lobo en el Federal B de fútbol.

El hecho se concretó la noche del jueves cuando los delincuentes ingresaron al hogar de Morales Paéz y se llevaron 13 mil pesos que el jugador había sacado del banco para emprender el viaje de regreso a su lugar de origen. El robo coincidió con la hora en que se disputaba el partido en el que Paéz era protagonistas y su señora estaba observando en la tribuna.
La casa del jugador de pacífico linda con el club alvearense en una de las propiedades que ha adquirido la institución para hospedar a sus refuerzos.