Desde el Centro de Jubilados de Bowen continúan reclamando diferentes cuestiones que afectan el correcto funcionamiento del PAMI, no solo en aquel distrito sino en todo el departamento.

Entre los principales reclamos denuncian el faltante de un médico auditor, personal administrativo y jefe de la Agencia PAMI para Alvear.

Este problema se originó cuando el antiguo Jefe de la agencia en nuestro departamento, Daniel López asumió como concejal por el PRO, dejando al PAMI local acéfalo. Además de la jubilación del Dr. Martina quien era auditor, ese puesto quedó sin ocuparse.

En nuestro departamento hay 18.000 afiliados, 15.000 en Alvear y 3.000 en Bowen.

Actualmente la situación se ha tornado muy difícil debido a que todas las autorizaciones que debería hacer el médico auditor se envían a la Ciudad de Mendoza, tardando entre 20 y 30 días.

En el caso de remedios oncológicos, internaciones en domicilio y todos los estudios complejos, muchas veces los afiliados por cuestiones de salud no pueden esperar ese tiempo y optan por realizarlos de manera particular, con el alto costo monetario que esto conlleva.

“La situación se ha vuelto insostenible, no sabemos a quién más recurrir” sostuvo uno de los jubilados a F.M. Viñas.

La comisión directiva del Centro de Jubilados bowense, se comunicó con el Dr. Carlos Valcárcel, Jefe de PAMI Mendoza. La respuesta que obtuvieron fue “que eso se maneja a nivel nacional”.

En cuanto al personal administrativo de Bowen, anteriormente había una persona designada para hacerse cargo de la atención de lunes a viernes, con el paso del tiempo se redujo a dos días por semana, luego a uno y desde los primeros días de enero, la agencia se encuentra cerrada.

A.C.