El Gobierno busca ampliar la cobertura de telefonía celular e Internet móvil en rutas y pequeñas localidades de todo el país. Para lograrlo, dictó una Resolución que obliga a los prestadores a compartir su infraestructura. Les da un plazo de 30 días para firmar los acuerdos respectivos y 180 días para que los servicios estén operativos. 

Esto permitirá que los tres principales prestadores de telefonía celular tengan que compartir su red entre sí, para que no se corte la señal cuando el usuario es cliente de otra compañía y va en auto por esas rutas.

Si un usuario de telefonía celular es cliente de la empresa con menor cobertura, no tiene servicio de comunicaciones móviles en el 16% de la ruta, porque en ese recorrido no hay acuerdos de roaming entre esas compañías.  

Una situación especial se da entre Mendoza y San Rafael, donde los prestadores cubren entre 49% y 55% de los 226 kilómetros que tienen las rutas 40 y 143 que pasan por esas localidades. “A partir de la Resolución que dictamos, todas las rutas que hoy tienen al menos un operador de servicio móvil, van a pasar a tener cobertura de las tres empresas de telefonía celular”, dijo Andrés Ibarra, vicejefe de Gabinete y secretario de Gobierno de Modernización.

Esto significa que antes de fin de año, cuando se implementen todos los acuerdos de roaming entre las empresas de telefonía celular, la Ruta 2 pasará a tener una cobertura de comunicaciones móviles del 97,5%, la Ruta 12 tendrá 64,4% y el corredor Mendoza/San Rafael pasará a tener un 77% de cobertura, entre otros, según los planes del Gobierno. Este mismo criterio se aplicará en otras rutas del país, para cubrir 14.844 kilómetros, en un plazo de 180 días.

Y los tres prestadores de telefonía celular deberán cubrir el resto de los corredores a fines del año que viene, con nuevas inversiones, para dar cobertura en 26.853 kilómetros.

Fuente: Los Andes. / Edición: F.B.