Durante la siesta del viernes se originó en la zona de El Nihuil y luego se desplazó por el Sur y el Este de la zona cultivada. Afectó principalmente Valle Grande, Rama Caída, Cañada Seca, Goudge, La Llave y Monte Comán, por donde salió hacia los campos de secano.

En algunos lugares se reportó granizo de importante tamaño y en otros fue de calibre menor pero abundante, acompañado de mucha agua.

En Valle Grande «ha hecho mucho daño y hubo gente golpeada por la piedra, tanto turistas y locales», dijo Jorge Pizarro, director de Defensa Civil mientras finalizada una recorrida por el lugar y se dirigía a Salto de las Rosas.

Explicó que cayó granizo de gran tamaño y «gente del lugar comentó que hace años que no veía este tipo de manga de piedras».

Fue acompañada de abundante agua que produjo desmoronamiento en cerros en el sector comprendido entre la Virgen y los túneles.

Por su parte, desde la Distrital Dos de Policía informaron que se registraron daños en vehículos y personas varadas en Cañón del Atuel.

Además confirmaron que hubo personas lesionadas por el granizo que trasladadas al hospital Schestakow.

También se vio resentido el servicio eléctrico en Valle Grande como consecuencia de la tormenta.

La ruta a Valle Grande está transitable pero solicitan no dirigirse al lugar si no es estrictamente necesario, para dejar trabajar con tranquilidad a los servicios municipales, la Policía y Edemsa.

DAÑOS EN ZONA CULTIVADA

La tormenta en algunos lugares fue acompañada también por fuertes ráfagas de viento y ocasionó caída de árboles y otros daños.

En la ruta que une Goudge con Monte Comán se estiman que derribó al menos 20 forestales.

Se calcula que el daño en cultivos ha sido importante debido a la magnitud de la tormenta, aunque se conocerá cuando se realice el relevamiento correspondiente.

Lo que es seguro que se vio afectada fincas por donde se desplazó la tormenta, entre ellos distritos como Goudge, Rama Caída, Cañada Seca, La Llave y Monte Comán.

Fuente: Uno San Rafael.

   

A.C.