Marta Vernengo de la Fundación Cecsagal habló acerca de las responsabilidades que tiene la fundación, donde la misma trata de resolver de distintas problemáticas que tiene la sociedad ya que la misma sociedad de la que la mantiene en pie con los $5 que pagan mensualmente todos aquellos que quieren.

“Desde la fundación detectamos que hay problemas con el accionar de la tercera edad porque no están acostumbrados a la tecnología ni tampoco a las cosas que están sucediendo, donde estas personas han trabajado en otro contexto social totalmente distinto, una de las necesidades es el uso de cajeros automáticos. Cuando la persona va a cobrar o a realizar algún tipo de operación les cuesta muy mucho, como así también el uso de celulares, por lo que se organizó una charla con una pasante que fue la que le dio y también se hizo la entrega de un folleto informativo por lo que fue bastante positivo. Aún tenemos material por lo que se llevará a cabo una segunda charla para aquellas personas que no pueden asistir”, expresó Vernengo.

La misma se hará en forma conjunta con la policía departamental y gente del municipio, donde la Fundación prestará las instalaciones del Sum para una charla sobre la utilización del 911, para que el adulto mayor sepa cuándo utilizarlo y dónde también se brindará información para prevenir el famoso cuento del tío, ya que muchos de los jubilados del departamento han sido víctima de este delito.

Dicha charla también contará con la presencia de especialistas, quienes hablarán de cuando estos abuelos reciben un llamado telefónico, en el cual le solicitan información personal y también información de las distintas tarjetas de créditos y débito que poseen los mismos, con la excusa de una actualización de datos.

La cita será el día viernes 24 a las 10:00 horas en el salón de usos múltiples Cecsagal, la cual es totalmente gratuita y no necesita de una inscripción previa.

“Uno de los objetivos que persigue la fundación es poder realizar un centro de día para la tercera edad con todo lo que exige el Pami, donde la fundación gracias al aporte de los distintos socios recibe una recaudación de $40.000 mensuales aproximadamente, la cual es destinada para necesidades prioritarias cómo la de las escuelas, fundaciones y hasta personas con algun problema en particular, porque ésta es la función principal de las cooperativas, volver a la gente y poder aportar nuestro granito de arena a la sociedad”, concluyó Vernengo.

A.E