En las últimas horas se concretó el inicio de la carga pesada por el paso Pehuenche, con la circulación de los primeros cuatro camiones que utilizaron el cruce entre el Sur mendocino y la región de Talca.

Los protagonistas de la experiencia dejaron conocer sus sensaciones y se mostraron más que satisfechos por el estado del camino y la buena atención en la aduana.

Jorge Páez es un transportista argentino que viaja con lecitina de soja por el paso Los Libertadores y vuelve vacío (lastre) desde Concepción a Córdoba. Fue el primer camionero argentino en cruzar por el Pehuenche. “El estado del camino es muy bueno, es más corto y en Malargüe el combustible es más barato”, destacó. Resaltó que viniendo por Pehuenche se ahorran los peajes y la atención es rápida.

Por su parte, Patricio Smoll, conductor chileno de Curicó, fue el primer trasandino en circular con carga pesada. Habitualmente realiza una ruta por Pino Hachado y Bariloche camino a Bahía Blanca, con la denominada “carga peligrosa” de gas licuado de petróleo. “El paso está muy bueno. Estoy orgulloso de ser el primer chileno en realizar el transporte de carga pesada”, señaló.

Los cuatro camioneros que circularon el primer día destacaron la buena señalización y amplias curvas de la ruta, que permiten transitar con seguridad, lo cual es fundamental para que muchas empresas decidan utilizar el paso Pehuenche de aquí en adelante.

En esta primera jornada, los camiones que circularon por el Pehuenche tenían como destino Mendoza, San Luis y Bahía Blanca. Se espera además el comienzo de los viajes de camiones hacia Chile.

Si bien ya fue habilitado para el paso de cargas pesadas el acto inaugural será el día lunes.

A.C.