Los alumnos de 6to año de la escuela Técnica “Énore de Monte” de Bowen retomaron sus actividades en el taller, luego de prácticamente un ciclo sin clases presenciales.

En dialogo con F.M. VIÑAS el Director del establecimiento, profesor Walter García señaló que la decisión se tomó con los alumnos del último año para que puedan realizar sus prácticas profesionalizantes y recibirse en tiempo y forma.

“La virtualidad no puede reemplazar lo que da la práctica” sostuvo el docente.

La modalidad utilizada es la de “burbujas”, “tenemos 3 burbujas, una asiste los días lunes, otra los días miércoles y otra los viernes”. Cada una está compuesta por 6 alumnos, 2 maestros de taller, 2 celadores y un directivo.

En el ingreso, “a cada uno de nosotros, se le toma la temperatura corporal y se llena una planilla de declaración jurada”. Dentro del taller todos permanecen con barbijo, respetando la distancia en la medida de lo posible e higienizándose.

Pese a que en esta oportunidad las prácticas son voluntarias, todos los alumnos y familias dieron el consentimiento “porque se dieron cuenta de que es lo que estamos necesitando. Los mismos chicos lo estaban pidiendo, expresó García.

A.C.